Viaje al Centro del Universo. Parte 7: Un encuentro con la muerte

Un encuentro con la muerte

El Viaje al Centro del Universo se ha convertido en un camino lleno de momentos mágicos y grandes lecciones.

Nuestro próximo destino es Guanajuato. Ciudad conocida por su festival Cervantino, un encuentro internacional donde se realizan actividades relacionadas con Miguel de Cervantes y su famoso hijo, Don Quijote.

Graffiti de un acordeonista muerto pintado en una calle de Guanajuato. El Viaje al Centro del Universo se ha convertido en un camino lleno de momentos mágicos y de grandes lecciones. Nuestro próximo destino es Guanajuato. Ciudad conocida por su festival Cervantino, un encuentro internacional donde se realizan actividades sobre Miguel de Cervantes y su famoso hijo imaginado Don Quijote.
El Viaje al Centro del Universo se convierte
en un camino lleno de momentos mágicos y
de grandes lecciones. Nuestro próximo
destino es Guanajuato. Ciudad conocida
por su festival Cervantino con actividades
sobre Miguel de Cervantes y su famoso
personaje Don Quijote.
Caminar por Guanajuato es como hacer un viaje a mi niñez en Andalucía.

El olor de los dulces en las panaderías, las pequeñas tiendas donde los vecinos conversan, los niños jugando en las plazas, las ramas de los árboles llenas de pájaros, las iglesias abiertas y frescas, las calles estrechas por donde los vecinos van y vienen, las casas y patios llenos de flores.... Siento como si volviera a tener cinco años.

Sin embargo yo ya no tengo cinco años. La Andalucía de mi infancia ha cambiado mucho. Las cosas que reconozco en Guanajuato de mi pasado casi todas se han perdido.

Cuando el "desarrollo" y el "primer mundo" llegaron a mi tierra, las tiendas de ropa barata de china y los grandes centros comerciales sustituyeron a los productos de los pequeños artesanos y agricultores, los bancos sustituyeron a los teatros, y los lugares donde se compartía la cultura fueron sustituidos por bares con pantallas para ver fútbol. Nadie puede negar que la cultura popular andaluza está desapareciendo.

Sentado en la plaza de Guanajuato, sintiéndome como si volviera a tener cinco años, saboreo unos dulces tradicionales que tienen el sabor de mis recuerdos.

Unos niños juegan a perseguirse, una anciana vende dulces artesanos de almendra que ella misma hace, otros conversan junto a al puesto de jugos naturales repleto de frutas y de abejas. Casi todas las personas sonríen conversando a la sombra de unos grandes árboles. Vida por todos lados.

Momias en el Museo de las Momias de Guanajuato. Cuando te encuentras con la muerte la mente se  calma, los pensamientos absurdos y repetitivos  se silencian, y el ego, si no te posee totalmente,  tiende a desaparecer. Además de esto, la muerte  te muestra otra realidad importante: que la vida  es corta y que tu cuerpo, como tus posesiones  materiales, no son eternos. Todo tiene su fin.
Cuando te encuentras con la muerte la
mente se calma, los pensamientos
absurdos y repetitivos se silencian, y
el ego, si no te posee totalmente, tiende
a desaparecer. Además, la muerte te
muestra otra realidad importante:
que la vida es corta y que tu cuerpo,
como tus posesiones materiales,
no son eternos. Todo tiene su fin.
Entonces pienso que ojalá que las personas de Guanajuato no se dejen engañar el falso espejismo de la "modernidad" y del "desarrollo" como hizo mi tierra Andalucía.

Lo más valioso que puede tener un pueblo es su cultura y su humanidad. 

En el "primer mundo" que la gente ve como la salvación no hay humanidad porque es un mundo de números y estadísticas en el que sólo cuentan las ganancias. La solidaridad, la alegría y el amor no cuentan, porque no se pueden contar. 

Guanajuato no solo muestra el poder de hacer que reviva mi pasado sino que también puede mostrarme mi futuro.

En media hora voy a tener un encuentro con la muerte del que, afortunadamente, saldré vivo y renovado.

Estoy en el Museo de las Momias de Guanajuato. Situado en el panteón de Santa Paula. El lugar contiene una gran cantidad de cuerpos humanos momificados. Debido a ciertas condiciones ambientales y la falta de humedad, los cuerpos se momifican de forma natural.

Cuando te encuentras con la muerte la mente se calma, los pensamientos absurdos y repetitivos se silencian, y el ego, si no te posee totalmente, tiende a desaparecer.

Además de esto, la muerte te muestra otra realidad importante: que la vida es corta y que tu cuerpo, como tus posesiones materiales, no son eternos. Todo llega a su fin.

Momia del médico francés Remigio Leroy. Primera momia expuesta en el museo de las Momias de Guanajuato. Un buen lugar para estar cara a cara con la muerte sin sufrir ningún peligro es el Museo de las Momias de Guanajuato. Situado en el panteón de Santa Paula este museo muestra una gran cantidad de cuerpos humanos momificados.
Un buen lugar para estar cara a cara con
la muerte sin sufrir ningún peligro es el
Museo de las Momias de Guanajuato.
Situado en el panteón de Santa Paula,
este museo muestra una gran cantidad
de cuerpos humanos momificados.
Estoy de pie frente al cuerpo del médico francés Remigio Leroy, quién tuvo el honor, o la desgracia, de ser la primera momia que se expuso en este museo.

Al no tener familiares que pagaran su"perpetuidad", el doctor perdió su sitio en el cementerio y fue desenterrado. Al abrir el nicho encontraron que el cuerpo se había conservado y lo expusieron para que lo vieran los vecinos.

Mostrando precisamente al médico, es como si la muerte quisiera poner en su lugar a la ciencia médica, recordando a los mortales que ella es la que manda.

Ni la ciencia, ni los instrumentos quirúrjicos, ni las medicinas, sirvieron al doctor Remigio Leroy para evitar su muerte. Todos los mortales sin excepción tendrán que recorrer el mismo camino. Los mortales, a la muerte pertenecen.

Y entonces, viendo el cuerpo del doctor, vestido elegante, como si fuera a una fiesta, me pregunto: ¿Porqué preocuparse tanto sobre la muerte cuando es algo inevitable?¿No sería mejor vivir la vida plenamente en lugar de preocuparse por una muerte que ya está asegurada?

La máquina pensante

Momia en un ataud en el Museo de las Momias de Guanajuato. El Tao Te King, de Lao Tse describe así la vida y la muerte:"En el nacimiento toda la gente es suave y flexible. En la muerte es dura y rígida. Todas las plantas son suaves y flexibes. En la muerte son quebradizas y secas. Cuando somos duros y rígidos, nos asociamos con la muerte. Cuando somos suaves y flexibles, afirmamos la vida más grande."
El Tao Te King, de Lao Tse describe
así la vida y la muerte:"En el
nacimiento toda la gente es suave y
flexible. En la muerte es dura y rígida.
Todas las plantas son suaves
y flexibles. En la muerte son
quebradizas y secas. Cuando somos
duros y rígidos, nos asociamos con
la muerte. Cuando somos suaves y
flexibles,afirmamos la vida más grande."
Continúo observando los cuerpos momificados de los vecinos del doctor. Pobres, ricos, grandes, pequeños, altos, bajos...Todos al hoyo, como dirían en mi pueblo.

La fuerza o voluntad que movía a estos cuerpos parece haberlos desechado igual que nosotros nos quitamos un abrigo o un pantalón

De sus emociones, sentimientos o pensamientos, no parece quedar nada. Solo veo los huesos cubiertos de piel y las bocas abiertas porque la fuerza, que mantenía las mandíbulas cerradas, ya no está. Polvo eres y en polvo te convertirás.

Dicen los ateos y algunos científicos que las personas no tienen alma y que todo es una creación de la mente. Cuando morimos, según afirman, los cuerpos se disuelven y ahí acaba la historia.

Observando a la momia en el cajón me pregunto: ¿Será verdad lo que dicen estas personas de que no somos nada más que la piel y los huesos que tengo delante?¿Seguro que no habrá más?

Nuestros cuerpos, según afirman estos científicos y ateos, son algo así como máquinas movidas por una mente finita que muere con nosotros. Según ellos no tenemos alma, ni estamos conectados con nada divino fuera de nosotros. ¿Querrán decir con esto que el cuerpo humano es algo así como mi lavadora y que la mente es un objeto mecánico como mi ordenador?

Si los seres humanos son, como se dice, simplemente máquinas sofisticadas con la inteligencia de computadoras, si sólo son un cuerpo mecánico y una mente finita: ¿Qué fuerza le da al interruptor para que comiencen a funcionar como hacemos nosotros con los electrodomésticos?¿Y qué fuerza programó sus mentes y su adn como nosotros programamos nuestras computadoras? ¿Cual será esa fuerza detrás de esta potente máquina pensante finita que para los científicos es el ser humano?


Lo suave y lo duro

Momia de un hombre con barba en el Museo de las Momias de Guanajuato. Nuestro mundo está viviendo un momento de obsesión exagerada por el mundo material. Pero lo material, como el cuerpo que tengo frente a mí, tiende a la dureza y a la rigidez. ¿Será que nuestro materialismo está provocando que lo muerto se extienda por nuestro planeta?
Nuestro mundo está viviendo un
momento de obsesión exagerada
por el mundo material. Pero lo
material, como el cuerpo que
tengo frente a mí, tiende a la
dureza y a la rigidez. ¿Será que
nuestro materialismo está
provocando que lo muerto se
extienda por nuestro planeta?
El Tao Te King, escrito por Lao Tse, describe la vida y la muerte de esta forma: "En el nacimiento toda la gente es suave y flexible. En la muerte es dura y rígida. Todas las plantas son suaves y flexibles. En la muerte son quebradizas y secas. Cuando somo duros y rígidos, nos asociamos con la muerte. Cuando somos suaves y flexibles, afirmamos la vida más grande."

Aplicando este principio a nuestros pensamientos y creencias: Si la muerte es rígida: ¿No deberíamos ser flexibles con nuestras creencias para ponernos de lado de la vida? Si la muerte es dura: ¿No deberíamos nosotros ser tiernos y suaves con nuestro entorno? Y si la muerte es seca: ¿No deberíamos ser fluidos en nuestros pensamientos en lugar estancarnos en nuestras viejas ideas?

La vida se mueve y cambia constantemente: ¿Porqué entonces las personas tienen tanto miedo a cambiar? ¿No será que negándose al cambio se ponen rígidas alejándose de la vida?

Observando como lo material y como la muerte tienden a lo duro, a lo rígido y a lo seco me pregunto: ¿Será que nuestro materialismo está provocando que la muerte se extienda por nuestro planeta?

Momia de un niño pequeño vestido de santo en el Museo de las Momias de Guanajuato. Nuestro planeta, lamentablemente, cada vez se  parece más a los cuerpos secos, rígidos y duros  de las momias que tengo delante. Un planeta  cada vez mas seco, mas duro y más rígido.  La dureza del metal y del concreto está  sustituyendo a la suavidad de la tierra. El polvo  seco de los desiertos sustituye a la humedad de  los bosques. La rígidez de las máquinas está  sustituyendo a la flexibilidad de los seres vivos. 
Nuestro planeta cada vez se parece
más a los cuerpos secos, rígidos y
duros de las momias que tengo
delante. Un planeta cada vez mas
seco, mas duro y más rígido. La
dureza del metal y del concreto está
sustituyendo a la suavidad de la
tierra. El polvo seco de los desiertos
sustituye a la humedad de los bosques.
La rígidez de las máquinas está
sustituyendo a la flexibilidad de los
seres vivos. 
Cuando las personas se obsesionan por lo material sus vidas se acercan mucho a las cualidades de la muerte.

Sus músculos se ponen rígidos, sus pensamientos dejan de fluir y sus corazones se endurecen.

Por su miedo dejan de ser suaves con los demás. Y de tanta dureza acumulada en sus corazones muchos acaban como el doctor Remigio y sus vecinos del museo.

Nuestro planeta, lamentablemente, cada vez se parece más a los cuerpos de las momias que tengo delante. Cada vez es más seco, más duro y más rígido.

La dureza del metal y del concreto está sustituyendo a la suavidad de la tierra. El polvo seco de los desiertos sustituye a la humedad de los bosques. La rigidez de las máquinas está sustituyendo a la flexibilidad de los seres vivos. Mientras más se apega la humanidad al materialismo más se acerca a la muerte y más se aleja de la vida.

Y entonces, la pregunta más importante, y para la cual yo no tengo respuesta es: ¿Como vamos a hacer para evitar que nuestro materialismo convierta a la tierra en un cuerpo seco, duro y rígido como el de las momias que tengo delante? ¿Y cómo haremos para que nuestra sociedad comprenda que el materialismo es el camino de la muerte para que así podamos de nuevo emprender el camino hacia la vida?



Lugares recomendados
Museo de las Momias de Guanajuato
Museo Iconográfico del Quijote de Guanajuato
Restaurante Los Campos
Mesón Cuevano

Fuentes consultadas y adicionales
Tao Te King. Lao Tse
La Biblia. Génesis
Jiddu Krishnamurti. ¿Qué es la muerte?
Carl Jung habla sobre la muerte
La Muerte Viaje al Más Allá. Pueblos antiguos
Diario de un Observador. La nada
Este diario recoge algunas historias y reflexiones sobre cosas que me pasan en este misterioso viaje que es la vida. Desde la posición de un observador registro algunas situaciones que se presentan ante mí.

Aunque lo intente, mi observación no siempre será acertada, muchas veces estará limitada por mis creencias y condicionada por mi forma de ver el mundo.

Aunque las historias que aparecen en este blog están basadas en hechos reales todas deben ser consideradas cuentos fantásticos. La realidad, para bien o para mal, es sólo una percepción y siempre está condicionada por nuestras creencias y nuestra imaginación.